Olga Costa: «La vendedora de frutas» (1951)

Por: Óscar Muciño.

La pulpa del fruto (1)

me parto, me devoro, me vacío en la boca
porque siento bajo de mí el agua, sus dunas minúsculas,
su inflamación de microcosmos,
cucharas hirviendo sobre la llama
dolor de puños en la sangre de la corriente
venas extendidas, nervios agazapados
conténganme que soy su agua en bullicio
la pulpa del fruto


La pulpa del fruto (2)

agreste tierra
acotada lluvia
geométrica
cielo gasa
siento
bajo de mí
el agua
sus dunas
su inflamación
de microcosmos
pequeña cuchara
hirviendo
sobre la llama
una punta ensangrentada
entra en el charco
se le desprenden
jirones de plasma
la pulpa del fruto
se lava


Óscar Muciño

(Ecatepec, México, 1984). Escribo y corrijo textos. Formé parte de la redacción de la revista RetaguardiaMix. Conduzco el programa Máximo 60, un miércoles sí, el otro no, a las 21:30, en la estación en línea NoFM-Radio. Escribo la columna Municiones, sobre poesía, en el portal de Expansión Radial. Tengo un blog: https://thesolipsta.wordpress.com/https://thesolipsta.wordpress.com/