Texto y fotografías de Ivonne Solano


En mis siestas vespertinas el logos se manifiesta como una nebulosa o un flashfoward premonitorio, de pronto varias tejas formadas sobre la ventana observan el gris que anuncia tormenta. Las manos de algunas personas estaban elaborando papalotes en forma de peces, escuche decir: “Cuando en el cielo las nubes forman peces, es buen tiempo para volar papalotes”. Quizá sea una metáfora ante diversas situaciones de la vida, pero en ese momento solo mis ojos conectaron con el cielo y… ¡Los vi! Las costras plateadas brillaban en el cielo mientras mi pecho desbordaba tibias palpitaciones, en ese momento el aire cambio no sé si su frescura, la corriente o el cobijo. El gris en el cielo se atenuó dando paso a un mar en calma. ¡Sí! Los peces aparecieron para darse besos.


Ivonne Solano

Maestra de infantes por convicción, su pasión es experimentar en diversas artes para el autoconocimiento. Ha publicado en el fanzine «Yo no soy un rebelde», textos sobre cine en la plataforma de arte «Plasmarte ideas» y en el blog «Cuerdas ígneas».

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s